OPINIÓN

OPINIÓN EDITORIAL

 
 
INFORMACIÓN ANÁLISIS
OPINIÓN
INFORMACIÓN ANÁLISIS

OPINIÓN

La brega eterna

¿Qué le dejan al PAN 12 años de gobierno, experiencia o mero desgaste?
19.11.2012 12.00 AM

El 1 de diciembre concluyen 12 años de gobierno para el Partido Acción Nacional, dos sexenios tras los cuales se plantean preguntas como ¿qué le dejó todo esto al blanquiazul, se trató de una experiencia iniciática en su longeva existencia o más bien de un fatigoso desgaste?

En el primer tramo, Vicente Fox, catalizador del hartazgo de 70 años de priismo incesante, fue llamado el gran despilfarrador del “bono democrático” ya que la desilusión ciudadana fue inmensa ante lo que se antojaba como un mandato en verdad revolucionario, como el gran acto final de un prestidigitador que había logrado introducirse en “el sistema” para cambiarlo radicalmente desde sus entrañas. Parafraseando a Carlos Monsiváis, el entusiasmo social era digno de mejores causas.

Felipe Calderón fue heredero de los restos de una fortuna menguada en manos de una familia venida a menos. Si en 2000 se daba por descontado que Acción Nacional obtenía de facto un cheque por dos sexenios, Fox agotó la idea de que la democracia era por sí misma la solución a los problemas nacionales y acto seguido, propició las condiciones para gestar el fenómeno lopezobradorista, que hizo tambalear la elección de 2006 hasta hoy, momento en que Naciones Unidas ha sugerido al Instituto Federal Electoral no destruir los sufragios emitidos entonces.

La llamada guerra contra la delincuencia pareció emular la guerra contra el terrorismo, más un argumento para justificar decisiones que una suma de acciones contundentes, diseñadas para lidiar con un problema de diversos orígenes y consecuencias, dentro del país y a nivel internacional.

Así, el legado ideológico de Manuel Gómez Morín y sus contemporáneos puede encontrarse en algunas acciones de ambos gobiernos, pero la “patria ordenada y generosa y una vida mejor y más digna para todos" no fue la divisa que inspiró a Fox, Calderón, sus secretarios de Estado y correligionarios. Hoy, el lema de su partido es más vigente que nunca cuando, además, el blanquiazul vive la derrota aplastante de su primera candidata mujer a la Presidencia.

El PAN está obligado a asumir nuevamente su rol como oposición en el contexto de una realidad muy distinta a la de 1999, debe modernizarse, encausar su situación dual como partido y gobierno, poner al día sus proyecciones de principios, solventar sus diferencias y contradicciones, obligar a sus miembros a vivir coherentemente aquel lema creado en 1939, despojarse de los vicios que ha emulado de los otros partidos grandes, empleando en todas las tareas a sus mejores cuadros, que los tiene de sobra, para entonces capitalizar las lecciones de su historia y, entonces, demostrar que ya ha entendido al país.

“Acción Nacional no tiene tiempo para sumirse en el letargo de hacer cuentas en la derrota: la historia se sigue escribiendo y debe elegir de inmediato el papel que va a jugar.”



  • Compartir
  • IMPRIMIR

  • RECOMENDAR
OPINIÓN
  • OPINIÓN HUMBERTO AGUILAR -
    ¿Es necesaria la negociación política en los tiempos modernos?

    Debemos plantearnos la pregunta de cómo hacer valer la estructura del diálogo

    LEER MÁS / 21.07.2017 12.00 AM
  • RAÚL ARRIAGA
    OPINIÓN RAÚL ARRIAGA -
    Al rescate de la vida silvestre

    Iniciativas muestran el desconocimiento de la función de zoológicos y acuarios

    LEER MÁS / 31.08.2016 12.00 AM